+34 660 378 605 info@aquapolespanya.com

Aquapol también es la solución de la humedad ascendente que pueda aparecer en tu hogar. ¿Dónde tiene su origen este tipo de humedad? Lo vemos en las siguientes líneas.

Las humedades ascendentes se deben básicamente al agua que hay en el subsuelo, la natural del terreno, o a la de lluvia. Este fenómeno aparece tanto en los edificios antiguos como en los modernos. Sobre todo en aquellos en los que se edificó sin aislar correctamente el inmueble del suelo. Cuando el agua del subsuelo entra en contacto con los cimientos o muros de piedra/ladrillo, tiende a ascender por capilaridad. Este tipo de humedades son muy frecuentes en edificios antiguos.

Cómo asciende la humedad por el muro

El agua siempre asciende dada la estructura microporosa de los materiales. Se pega a sus paredes por medio de la adhesión y cohesión. El agua empieza a ascender por capilaridad y termina evaporada hacia el exterior o interior de la vivienda. Es entonces cuando aparecen las manchas de humedad en la pared. Estas humedades son bastante fáciles de diagnosticar porque aparecen en forma de zócalo a lo largo del paramento afectado y alcanzan una altura variable. Todo depende del grado de humedad del terreno y del grado de ventilación del paramento. En las zonas revestidas de piedras naturales, muros de hormigón o de materiales monolíticos, aparecen otras manchas blanquecinas: las efluorescencias. Son sales disueltas en el agua, depositadas en las caras más externas del paramento tras evaporarse el agua.

Este tipo de humedades son continuas. Es decir, si solo aparecen en una zona concreta no son humedades ascendentes sino una filtración o un problema en el saneamiento o en la instalación de fontanería.

Las humedades ascendentes, si no se tratan con el dispositivo Aquapol España , producirán un deterioro y la caída de los revestimientos. También las citadas efluorescencias. Cuando un muro padece problemas de capilaridad, la marca tiende a observarse a lo largo de toda la pared. Si es un problema de capilaridad, es imposible que las haya solo en un tramo y que otro esté totalmente seco.

Las manchas de humedad ascendente aparecen porque los materiales no están aislados del nivel freático del terreno. Por eso, la cimentación y todas las partes en contacto con el terreno han de estar perfectamente impermeabilizadas con una membrana que corte la ascensión capilar.