+34 660 378 605 info@aquapolespanya.com

Las humedades por capilaridad son un problema muy habitual y que afecta a todo tipo de edificios. Detectar cuanto antes las principales señales que pueden indicar que una instalación sufre humedades de este tipo es clave para evitar daños irreparables y poder poner una solución efectiva. Como especialistas en el tratamiento para la humedad por capilaridad Aquapol, somos conscientes de todo lo que puede llegar a ocasionar este problema, tanto a la estética y estructura del inmueble, como a la salud de las personas. Por eso, queremos dar algunas claves sobre los signos que pueden indicarnos la presencia de la humedad por capilaridad en muros y paredes.

Señales que advierten de la humedad por capilaridad

Hay algunas evidencias visuales muy claras que pueden advertirnos de que hay un problema de humedad en el hogar:

  • Desprendimiento de la pintura en las paredes: se trata de uno de los signos más claros para determinar si existe un problema de humedades. Cuando se trata de la humedad por capilaridad, lo que ocurre es que el agua que se encuentra dentro del muro tiende a salir al exterior cuando llega a una altura determinada. Si la pared está recubierta por pintura en esa zona, entonces el agua se acumula poco a poco detrás de la misma, lo que hace que se abombe o que comience a desprenderse, saliendo así el agua hacia el exterior.
  • Manchas de salitre en las paredes: cuando el agua que sube por los capilares de las paredes contiene sales minerales, se evapora dejando unas manchas de salitre al cristalizarse las sustancias salinas. Estas manchas también son visibles y detectarlas es clave para indicar la presencia de humedades por capilaridad.
  • Paredes mojadas o con moho: es habitual encontrar manchas de humedad en las plantas bajas, sobre todo encima de los zócalos y que suponen deterioros estéticos importantes. Esa humedad comienza a generar bacterias y moho, lo que puede provocar serios problemas para la salud, que pueden afectar en gran medida a personas alérgicas o con asma, entre otras.
  • Otros desperfectos visibles: la humedad por capilaridad puede afectar a otros materiales que se encuentren en el muro además de los ladrillos, las juntas y la pintura, como los cables y las conducciones, por ejemplo.

Todas estas señales nos pueden indicar que hay un problema de humedad en el hogar. Sin embargo, para obtener un diagnóstico adecuado sobre qué tipo de humedad es y en qué punto se encuentra, lo mejor es acudir a profesionales que puedan realizar un diagnóstico en las instalaciones para establecer los niveles de humedad y ofrecer una solución efectiva.

Aquapol es un tratamiento para la humedad por capilaridad que destaca por ser efectivo, seguro y respetuoso con el medio ambiente. Además, está avalado por numerosos estudios científicos y certificaciones técnicas. Se instala de forma sencilla y rápida, y utiliza los recursos naturales para eliminar las humedades por capilaridad de las paredes de forma permanente.